¿Qué es un emprendedor? Lo que nadie te quiere contar al respecto

Antes de que te lleves una decepción, tenemos que confesártelo: hoy no te vamos a contar lo que es un emprendedor en términos técnicos. Te vamos a contar una visión extremadamente parcial del asunto. Vamos a hablarte acerca de nuestras experiencias personales, aunque algunas quizás no sean políticamente correctas.

Cuando comienzas a moverte o incluso a interesarte por el mundo del emprendimiento, parece que ser emprendedor es simple. Es tan solo lanzarse a crear una organización o empresa, tener la valentía de dejarlo todo atrás y conseguir ventas de tu producto o servicio de alguna manera. Incluso en ocasiones se pinta a los emprendedores exitosos como superhéroes, puesto que han conseguido cumplir su sueño de repente y parece tan simple que cualquiera puede hacerlo.

Pero nuestra visión es diferente.

Por supuesto que compartimos lo mencionado anteriormente, pero lo consideramos solamente la punta del iceberg. Ser emprendedor implica también una serie de características, valores o ideas a las que a menudo no se les da la importancia necesaria pero que son cruciales a la hora de alcanzar el éxito. Y eso es lo que queremos compartir contigo. Lo que nadie te cuenta.

¿Qué es un emprendedor?

Para comenzar, si te interesa cómo ser un emprendedor de éxito debes saber que el emprendimiento tiene sus ventajas y sus desventajas. Sus luces y sus sombras. El emprendimiento es algo que forma parte de la aptitud pero también de la actitud de una persona. Debe ser capaz de identificar y aprovechar las diferentes oportunidades, así como de organizar los recursos que se necesitan para poderlas aprovechar.

Ideas de negocio - División Andrómeda

Un emprendedor de éxito es una persona inquieta, que es capaz de encontrar tanto las necesidades de los usuarios como las soluciones que demandan los mercados. Es un maestro de la resiliencia con ideas de negocio innovadoras y una forma y un estilo de vida muy definidos. Una persona que incluso puede acabar desarrollando diferentes trabajos desde casa.

Independientemente de que puedan montar cualquier tipo de negocios desde casa, salir a la calle a vender sus ideas de negocio o trabajar en una oficina de coworking como emprendedores online, todo emprendedor tiene un nexo común: siempre quiere más. 

¡Qué le vamos a hacer! Somos así de inconformistas y nuestra máxima es retar al status quo para superarnos constantemente y obtener logros cada vez mayores.

Para resumir en una sola frase lo que es un emprendedor podemos decir que son, simplemente, aquellas personas que hacen que las cosas sucedan.  

Ventajas e inconvenientes que acompañan al emprendimiento

Al inicio de este post te habíamos prometido mostrarte lo que nadie te quiere contar sobre el emprendimiento, y por eso hemos hecho una pequeña lista tanto de las luces como de las sombras con las que cuenta.

Porque explicado sobre el papel parece todo muy bonito, pero para no llevarte sorpresas debes tener en cuenta que no siempre es así. Ante la posibilidad de iniciar un negocio existen tanto pros como contras.

Inconvenientes de ser emprendedor

Lo que nombramos como inconvenientes son aquellas cosas con las que a menudo nadie cuenta y que, a pesar de no ser grandes impedimentos, sí que pueden convertirse en esa pequeña piedra en el zapato que te roza en cada paso que das. Veámoslos:

1. Disciplina

La disciplina es fundamental. Parece lógico que sea una característica que has de desarrollar si realmente quieres que tus proyectos se puedan llevar a cabo, pero nadie te cuenta lo duro que puede resultar mantenerla día a día. Y, sobre todo, nadie te cuenta el enorme paso atrás que da tu negocio cuando te vuelves indisciplinado. Aunque sea únicamente por un día.

Avión despegando - División AndrómedaA nosotras nos gusta compararlo con el despegue de un avión. Para que consiga despegar hace falta mucha intensidad en un corto espacio de tiempo, y si esa intensidad disminuye por un segundo, es necesario casi volver a empezar.

La buena noticia es que una vez que conseguimos despegar, la energía necesaria es mucho menor. Esto hace que las faltas de disciplina puntuales no sean tan graves.

2. Deberás elegir entre tiempo libre y dinero, especialmente al principio. 

¿Estás dispuesto a trabajar durante una, posiblemente larga, temporada? Investigación, estudio, preparación… El tiempo es fundamental para que puedas desarrollar algo antes de que vea la luz.

Por supuesto puedes contratar a alguien o comenzar a crear un equipo de trabajo, lo que te ahorrará tiempo pero te costará dinero. Simplemente debes escoger cuál de estos dos elementos quieres invertir.

3. Riesgo económico.

Parece obvio que el éxito no está garantizado, aunque no todo el mundo lo tiene en cuenta. Debes asumir que si utilizas recursos propios para comenzar tu negocio, los expondrás a lo que pueda pasar.

4. Incertidumbre.

El emprendedor tiene enfrente un mar repleto de dudas, lo que está ligado también al punto anterior: no des nunca nada ni a nadie por sentado. Los proyectos cambian, evolucionan e incluso fracasan, y las personas con las que crees que puedes contar no siempre te dan tanto como pensabas.

Por otro lado, encontrarás mucha gente que te apoyará y ayudará cuando tú nunca pensaste que fuesen a hacerlo. Hasta la incertidumbre tiene su parte buena.

5. ¿Sabes manejar el estrés?

emprendedor online

Esto va a ser muy importante porque el camino no será fácil, sobre todo al inicio, y en ocasiones sentirás que te desborda.

Nosotras hemos estado ahí, y te aseguramos que una vez que controlas los niveles de estrés y aprendes que no tienes por qué llevar tú toda la carga, creces como persona, como empresario y cualquier reto se vuelve mucho más sencillo.

Ventajas de ser emprendedor

No todo van a ser cosas malas y, sinceramente, las buenas las eclipsan enormemente. Veamos algunas de las más llamativas:

1. Serás tu propio jefe.

La primera ventaja que nos gustaría mencionar y la que persigue la mayoría de las personas que se interesan por el emprendimiento es que serás tu propio jefe. Por tanto, tendrás la posibilidad de decidir el rumbo del negocio, los valores que estarán presentes en él, la manera de trabajar y, por supuesto, escoger a tu equipo de colaboradores. Este último punto es, quizás, el más importante. Podrás trabajar únicamente con personas que sean afines a ti y que tengan la misma visión y objetivos que tú mismo.

2. Tendrás tus propias normas y horarios.

En segundo lugar tú establecerás tus normas y horarios. Podrás disfrutar de tu trabajo los días en los que te sientas más inspirado y descansar los días menos productivos para ti. Además, podrás disfrutar de tus vacaciones o de tus descansos en el momento en el que desees y no necesariamente cuando lo hace la mayoría de la población. Así conseguirás evitar las aglomeraciones y no tener que pagar precios más elevados por estar en temporada alta

3. Satisfacción personal.

En tercer lugar y, por último, es necesario hablar de la SATISFACCIÓN.

emprendedor

Con mayúsculas, sí, ya que crearás algo propio e irreemplazable y será una sensación que no se podrá comparar con nada que hayas sentido hasta ahora. Serás responsable de la creación de parte de tu patrimonio y, sin duda, te ayudará a aumentar tu prestigio social y a mantenerte siempre alerta para afrontar nuevos retos.

 

Ahora que ya sabes lo que es un emprendedor y cómo serlo, cuéntanos, ¿cuáles son tus miedos para llevar a cabo esa idea de negocio que te ronda la cabeza? Contacta con nosotras y te ayudaremos a encontrar la manera de llevarla a cabo.

Deja un comentario